domingo, 26 de junio de 2011

El Ñoño Explica: Armonía

La armonía es la correcta utilización de sonidos para lograr resaltar una melodía.  Se basa en el uso de consonancias y disonancias para lograr que una línea melódica pueda ser acompañada por otras líneas que están subordinadas a ella.  A estas líneas se les llama comúnmente acompañamiento.  Una armonización correcta puede resultar en un enriquecimiento sustancial de una melodía, haciéndola más disfrutable permitiendo que más voces o instrumentos puedan participar en tocarla, sin estorbar.  La armonía se basa en acordes, que son el resultado de tocar 3 o más sonidos de manera simultánea.  Tomemos, como ejemplo, una bonito tema del compositor Gluck:

Tema

Para hacer un acompañamiento competente a esta melodía, hay que tomar en cuenta varias cuestiones:

  • La armonía implicada por la melodía.  Esto es, identificar los acordes a los que pertenecen las notas que están acentuadas y/o que tienen duración mayor.
  • Identificar el ritmo armónico de la pieza.  Esto consiste en identificar cada cuánto vamos a hacer un cambio de acorde, para lo cual debemos poner especial atención a los cambios en la armonía implicada por la melodía.  Puede ser que un mismo acorde sirva para dos o más compases consecutivos, pero podría resultar monótono así.  Es conveniente buscar más de una alternativa para armonizar cada nota o grupo de notas que se nos presentan en el tema.
  • Identificar notas que no pertenecen a la armonía implicada.  Debemos darnos cuenta que no todas las notas contribuyen a delinear la armonía de un tema.  Algunas notas son puentes entre otras, otros son pequeños adornos, otras son disonancias que a propósito no encajan con las demás… Debemos identificarlas y decidir cómo lidiar con ellas.
  • El diseño del acompañamiento.  Así como la melodía tiene un contorno y las notas suelen tener cierto patrón de figuras, debemos escoger un diseño apropiado para el acompañamiento.

No entraré en los detalles técnicos de la armonización en este post, ya que requeriría de varias páginas para cada uno de los puntos anteriores.  Por lo pronto presento una armonización del tema anterior que hice yo, siguiendo los pasos que acabo de describir.  No he verificado como la armonizó Gluck, pero supongo que sería algo parecido.  Por conveniencia, utilicé armonización a 4 voces para el siguiente ejemplo:

Tema acomp

Como ejemplo, vale la pena ver qué pasa si modificamos los sonidos del acompañamiento, para ver cómo queda la armonía e ilustrar lo importante que es saber las reglas (que no he mencionado aquí específicamente).  Tan solo mover algunas de las notas hacia arriba o hacia abajo sin pensar resulta en lo siguiente:

Tema estropeado

¡Detestable! Podemos escuchar cómo, sobre todo en los primeros dos compases de la pieza, el acompañamiento choca con la melodía en vez de darle soporte.  Por coincidencia, algunos de los sonidos alterados no fueron tan perjudiciales en los últimos compases, pero aun así el acompañamiento anterior hecho concienzudamente resulta muy superior a éste.



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¡Gracias por comentar! Por favor, evita hacer comentarios como 'Anónimo'. Puedes usar etiquetas HTML para dar formato a tu texto si lo deseas.